Los orígenes de Superchería se remontan a 1992, año en el que comenzamos a trabajar vinculados  a la decoración bajo el nombre de Tallercuatro. En 1999 dimos un giro de 180 grados a nuestra actividad y pasamos al mundo de los complementos y la bisutería centrándonos en su venta al por mayor con nuestro nombre actual.

La  palabra superchería tiene múltiples significados en castellano, pero uno de ellos, el más significativo, es superstición. Adaptada a nuestro sector el  complemento se convierte en un amuleto de seguridad, realce y exaltación de la feminidad. Estos objetos, imprescindibles en el armario de cualquier mujer, se transforman en el aliado perfecto para deshacer cualquier hechizo. Por ello, se trata de una superstición simpática, amable, cariñosa,  divertida, dotada de sutileza, pero sobre todo cargada de feminidad.

La principal fuente de inspiración de Superchería es la naturaleza. Su armonía, sus colores y su paz inspiran cada pieza. Continentes como Asia, África y Europa dotan a nuestras colecciones de materias primas de primera calidad, su gente y su cultura están muy presentes en nuestros complementos fusionándose y creando un mestizaje perfecto.

Ofrecemos una estudiada colección de bisutería y complementos contando con dos líneas muy marcadas: la clásica y la atemporal. Lo clásico nunca pasa de moda, pero también innovamos con prendas desenfadadas y frescas  basadas en  flores, piedras, cadenas y  aluminios. Por nuestra naturaleza multiétnica usamos materiales provenientes de todo el mundo como madera, cuero, piedras, coco, hueso, cuerno, papel y nácar.

Superchería crea anualmente dos colecciones que presenta en las ferias más prestigiosas del sector como Madrid y París. En estos eventos nuestros fulares, chales, gargantillas, pañuelos, pulseras, broches y anillos, se presentan al mundo entero y dejan de ser sólo complementos para convertirse en  los principales protagonistas.

Nos encontramos en expansión así que no dejamos de renovarnos continuamente para dar  respuesta a la demanda actual de la moda femenina, donde nuestras creaciones contribuyen a hechizar a todo aquel que las tenga ante sus ojos.